30/5/12

¡Por fin!

Después de dos meses de estudiar sin parar y hacer trabajos que ni si quiera sé de qué me servirán en un futuro... podemos decir que empieza mi verano (aunque no del todo). 
Bienvenido sea el Sol, el calor y la playa. Bienvenidas sean las marcas del bikini en mi cuerpo. Las tardes tiradas en la arena sin nada que hacer. Las fiestas, los recuerdos y las locuras. Bienvenida sea la despreocupación y la irresponsabilidad. Bienvenida sean la crema de protección solar y las gafas de sol. Bienvenida sea la pérdida de la cordura. Y bienvenido sea mi verano, con todo lo que eso conlleva ( y con todas las cosas nuevas que hay en mi vida).
Y contigo a mi lado, por primera vez. 

1 comentario:

Pamela dijo...

Jajajajaja bienvenida sea !
Que lo disfrutes, yo estoy en otoño.-