22/5/11

Por si había dudas.

Es diferente a lo que el resto del mundo tiene. Yo no pido verte todos los días, ni que te acuerdes de mi a todas horas, ni que me tengas que pedir permiso para alguna cosa que te apetezca hacer. No pido que me tengas que dar explicaciones si haces alguna cosa mal, ni que cada vez que me veas me llenes de besos (aunque eso no estaría mal). No necesito ponerte una etiqueta para saber, o mejor dicho, para que sepan, lo que eres o dejas de ser. Me vale con que cada vez que me veas se te dibuje una sonrisa en la cara, que cuando necesite cariño seas tú el que me lo des, que cuando necesites un abrazo me lo pidas a mi. Me vale con tenerte a mi lado para poderte contar cualquier cosa, me vale que no sepa lo que soy para ti pero a la vez tenga la certeza de que no soy alguien cualquiera. Me conformo con que de vez en cuando te acuerdes de mi y me mandes un mensaje, que alguna vez hagamos alguna cosa juntos, que seas cariñoso conmigo. En fin, me vale con que seas tú.

2 comentarios:

galmar dijo...

Qué texto más dulce!!
Buen comienzo de semana:)

Lucía dijo...

aish..si es que si quieres a una persona todo lo demás da igual. Lo único que te importa es que esté a tu lado, sobre todo en los momentos que de verdad lo necesitas :)