7/4/11

Vendería mi alma al diablo.

¿Nunca os ha pasado eso de escuchar canciones y canciones y creer que todas hablan de ti? De tu historia de amor sin terminar. O mejor dicho, de tu historia de amor terminada. De lo mucho que le echas de menos, de lo bonito que era caminar a su lado. ¿Nunca os ha pasado eso de ir paseando por la calle y ver algo que te recuerda a él? Algo que solo vosotros dos entendéis, algo que por muy tonto que pueda parecer para vosotros es mucho más que especial. O al menos aún lo sigue siendo para ti. ¿Nunca os ha pasado eso de que te acuestes en la cama y te imagines cómo podría haber sido? Cuántas cosas podríais haber hecho juntos, cuántos besos quedaron sin dar, cuántas caricias se han perdido por una tontería. ¿Y nunca os ha pasado eso de tener tantas ganas de besarlo que darías cualquier cosa por dar marcha atrás en el tiempo? Normal que el diablo a veces se aproveche de nosotros. Porque yo… yo vendería mi alma porque me volviera a besar.


Juré que no volvería a sucederme de nuevo, volvió a pasar.

No hay comentarios: