7/6/10

Revivir.


Me mata que tus miradas ya no sean para mi y que la palabra más bonita que me digas sea en broma.
Me mata cada palabra de indiferencia, cada mala contestación. Supongo que al final no estaba a prueba de (tus) balas y todo me sigue afectando igual o más que el primer día.
Me mata que no tengas interés o al menos que no lo demuestres hacia lo que nos está pasando, me mata que no luches y te conformes con decir esas dos palabras que son muy fáciles de decir pero muy difíciles de demostrar.
Me mata que solo me quieras por el interés, me mata que dentro de mi misma a veces sienta que me da igual, me mata y me enfado con el mundo.
Me matan mis cambios repentinos de humor, me mata mi inestabilidad emocional y tu malas formas para decirme que no lucharás por mi.
Me mata que hace cinco minutos estuviera llorando como cuando a mi prima de ocho años le quito su Barbie y que ahora mismo tenga la fuerza de estar escribiendo esto.
Me mata no saber que hacer...

5 comentarios:

Daniela S. Rain dijo...

Es peor saberlo y no ser capaz de hacerlo...

Besos(L)

plinnn... dijo...

pues eso... reBIBIR que así escrito parece que cabe más aire y se llenan más los pulmones :))

Smily dijo...

Revive.
Y olvida todo lo que te hace daño...
¡Un besazo!

Sora Mitsuko dijo...

Como tu lo dices... revive!
Abrazos =)

PeKeÑa iSeLiTa dijo...

aveces eso ke nos mata es lo que nos da energia para revivir, y es parte de la vida, ke no?. sin nada que nos mate no podemos revivir. :)
que estes bien, me encanta tu blog, felicidades.